Brujas, un paseo de cuento…

Presentación. Y llegamos a la encantadora ciudad de Brujas. ¿Y por qué se llama Brujas? Su nombre no viene dado porque antiguamente hubiera hechiceras por el lugar, sino que su nombre en Flamenco, Brugge, significa puentes… y la verdad es que le viene genial, porque hay unos cuantos. La razón es que varios canales atraviesan la ciudad, dando un toque mágico y decorativo impresionante… El centro histórico está declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde el año 2000, y es considerada por muchos como una de las ciudades más bonitas del mundo…

IMG_3898 (2)

¿Por qué viajé a Brujas?   Brujas siempre había sido uno mis destinos soñados, en mi “lista de lugares visitar algún día”… Y por supuesto un imprescindible en un viaje a Bélgica…  Llegamos en coche, ya que esta ciudad formaba parte de un roadtrip que planeamos recorriendo Bélgica y Holanda. Fue mi primera ciudad Belga, y tengo que decir que desde la primera hasta la última todas me encantaron.  Llegamos ya casi a mediodía desde París, pero no me faltó tiempo para recorrerla, ya que es bastante asequible para verla en un día.

Impresiones. Pasear por Brujas es como estar dentro de una historia medieval, ya que los edificios, la decoración, la ambientación que dan los coches de caballos… hacen que todo lo que veas sea bonito, armonioso y original. Lo que más me llamó la atención fue la impresionante Grote Markt (plaza del mercado), donde todo el mundo se queda parado mirando a todas partes. Como la mayoría de ciudades belgas, tiene montones de calles estrechas por las que pasear, llenas de bonitos edificios de ladrillo y coronados por escalados tejados triangulares. Para los que no estamos acostumbrados a este estilo de  arquitectura tradicional resulta precioso.  Si además le añades el delicioso olor a chocolate y gofres, estás perdido…

IMG_4006.JPG

Nosotros nos dedicamos a pasear por las callecitas y plazas, e incluso perdernos fuera de la zona más turística, que también es bonita y muchísimo más tranquila… y a comer chocolates y tofes riquísimos que compramos en una bombonería repleta de dulces mientras nos escondíamos de la lluvia.

Lo que menos me gusta. Tengo que poner un punto negativo debido a la cantidad de turistas que había. Sobre todo grupos, excursiones organizadas y demás… roban un poco de gracia al sitio, haciendo imposible hacer fotos en ciertos lugares y a veces incluso pasear por algunas calles. Ten en cuenta que yo fui en agosto, por supuesto temporada alta para cualquier destino, desconozco la situación del resto del año. Puedo contar un truco, y es que aproximadamente a las 7 de la tarde ya las calles quedan casi vacías y todo cambia por completo haciéndose mucho más agradable la visita. Ojalá lo hubiera sabido antes, ya que por la tarde yo ya estaba demasiado cansada y de verdad que lo siento, pero no podía aguantar más y quedarme para ver anochecer…

IMG_3746

Tiempo dedicado a la visita. El tema del tiempo necesario para verla,  como siempre, ya depende de lo que le guste hacer a cada uno cuando viaja, pero creo que con un día es más que suficiente. Incluso si sólo cuentas con medio día daría tiempo para pasear por todo el casco antiguo muy tranquilamente… Por supuesto, depende mucho como digo de cómo te gusta viajar, del tiempo disponible, etc… Si tienes bastante tiempo para estar tranquilamente en Brujas, e incluso vas un fin de semana completo allí, desde luego no te vas a aburrir, ya que es precioso y puedes hacer montones de cosas, como pasear en barca, en bici, visitar museos, sentarte en alguna terraza a degustar platos típicos.. En mi caso solo tenía un día para dedicarle y no somos de los que visitan hasta el último rincón, nos lo tomamos con calma… tuvimos varios ratos de lluvia, por lo que tuvimos que cobijarnos varias veces, y además  nos fuimos pronto a descansar. Así que si lo que quieres es dar un paseo por la ciudad y visitar algún que otro lugar, mi opinión es que con un día es suficiente

Imprescindibles.  Hay gran variedad de cosas que hacer en Brujas, y a continuación os cuento mis favoritos:

  • Grote Markt o Plaza del Mercado, es la plaza principal de Brujas. Allí se encuentran preciosos y variopintos edificios históricos, haciendo de esta plaza un lugar único. Desde el centro de ésta, puedes observar el movimiento y ajetreo de la ciudad, caballos, visitantes…  y sentirte pequeño en medio de ella. De verdad que es un lugar que causa asombro, es increíble.
  • Canales. Imposible pasear por Brujas y no cruzarte con alguno de sus preciosos canales… Para mi, es cierta toda la fama que poseen de románticos y bellos… Muchos rincones dan lugar a unas vistas impresionantemente bonitas, aunque como os he contado, en los puntos más bonitos es donde encontrareis a la mayoría de turistas.
  • Chocolate. Ya sé que el chocolate belga es un tópico, pero es que está tan rico… y además en Brujas se encuentran chocolaterías y escaparates de deliciosos bombones en cada esquina… Nosotros probamos también las figuritas de frutos de mar con sabor praliné y los tofes…. de verdad que podría comerme un millón…

IMG_4049.JPG

  • Minnewater Park o Lago del Amor. Es precioso parque, que de verdad merece mucho la pena. Es bastante frondoso y posee un lago donde habitan numerosos cisnes. Un lugar muy romántico para terminar un día de visitas por la ciudad.
  • Muelle del Rosario o Rozenhoedkaai. Es uno de los numerosos muelles que podemos encontrar en los canales de Brujas. Se trata de una de las típicas vistas de la ciudad, lugar muy bonito para descansar o hacernos alguna foto. Yo no he estado allí al anochecer, pero dicen que es precioso.
  • Burg . Es otra plaza cercana a la Grote Markt, donde podemos encontrar varios edificios como el ayuntamiento o Stadhuis, el palacio de justicia o Brugse Vrije, o la basílica de la Santa Sangre o Heilig-Bloedbasiliek, una pequeña pero muy bonita iglesia en parte románica y neogótica, donde podemos ver a las 14:00 lo que dicen  ser una reliquia con unas gotas de la sangre de Cristo.

IMG_3804 (2)

  • Jan Van Eyckplein. Otra de las plazas de Brujas, que posee una estatua del famoso pintor Jan Van Eyck, nacido en la ciudad. Ésta es un poco más tranquila que las anteriores, y desde allí sale un paseo con un canal, que en mi opinión es bastante bonito para pasear y hacer alguna foto.

Qué dejé para la próxima visita? Este apartado es un poco subjetivo, porque por supuesto, hay un montón de cosas que dejé de ver en Brujas… pero algunas cosas que me quedé con ganas de visitar, o que haría si volviera sería el Groingemuseum, imprescindible para los amantes del arte, daría un paseo en barca por los canales de la ciudad y me organizaría para hacer una visita nocturna

IMG_3862

Mi alojamiento. Nos alojamos en el hotel Ibis Budget Centrum Station. Un hotel que nos resultó bastante práctico. Para quien haya visitado un Ibis Budget alguna vez, es similar a otros de la cadena. Eso si, la habitación era bastante pequeña, pero tenía algunos detalles diferentes a otros que ya conocíamos, como luces de colores en la ducha y una encimera junto al lavabo, que separaba la zona de baño de la zona de la cama.  Las ventajas que encontramos en este hotel son que puedes ir a pie tranquilamente al centro histórico, ya que está muy muy cerca, situado junto a la estación desde dónde puedes viajar a otros lugares fácilmente y el asequible precio del parking público justo al lado, 3,5€ por 24 horas.

Conslusión. Es un lugar imprescindible de visitar al menos una vez en la vida. Es romántico, pintoresco.. pero no esperaría la típica aldea medieval bonita, es una ciudad, con mucho encanto, pero una ciudad. A mi me encantó pasear por sus calles, aunque quizás lo disfruté menos debido a las grandes expectativas que tenía puestas en ella. Tiene multitud de curiosidades, y es imprescindible acercarse a verlas.

 

Bélgica y Holanda Roadtrip

Como no podía ser de otra forma, mi primera publicación será nuestro último viaje… Y es que acabamos de regresar hace tan solo una semana llenos de recuerdos, paisajes y muchos kilómetros..

IMG_5558

Razones. Elegimos este destino por varios motivos, entre otros, que hace mucho tiempo que lo teníamos planeado y siempre lo íbamos aplazando, no había mucho tiempo para planificar por lo que este viaje sería más o menos fácil de preparar y además las fotos de las diferentes ciudades tenían una pinta increíble, con mucho encanto. Los lugares que visitamos fueron escogidos siguiendo criterios muy sencillos, como el interés  que nos despertaba, y muy importante, que estuvieran más o menos cerca de nuestra ruta para aligerar el viaje. Además nunca habíamos visitado ninguno de los dos países, así que para nosotros sería algo totalmente nuevo..

Coche. Esta es una ruta fácil para los conductores y las distancias son muy cortas, ya que Bélgica y Holanda son países muy pequeñitos y en pocos días se pueden recorrer. Algo que también agradecimos es que en ninguno de los dos países  encontramos autopistas con peaje. Eso si, como siempre, es necesario atravesar Francia y ahí nIMG_6487.JPGo nos podemos librar de ellos. Pero el lado bueno, es que siempre hay algo nuevo e interesante que hacer por el camino. Nosotros quisimos ir en coche porque nos gusta viajar con la casita a cuestas y nos resulta bastante cómodo en cuestión de maletas, horarios y demás… También es cierto que disfrutamos mucho los paisajes del camino y todas las paradas que se pueden hacer en el momento que quieras. Pero eso ya os lo explicaré en otro post. Para los viajeros que no les guste hacer demasiados kilómetros en coche, es cierto que esta ruta se puede hacer fácilmente llegando en avión hasta Holanda o Bélgica y alquilando un coche. Una vez allí las distancias son cortísimas y como he dicho ninguna autopista tiene peaje. Además creo que hay buen transporte a todas las ciudades. Los lugares más pequeños no estoy segura de que tengan fácil acceso, sobretodo en cuestión de horarios

Impresiones. La verdad es que todos los lugares donde hemos estado tenían un encanto especial. Las calles muy cuidadas y ordenadas, con un toque retro pero actual, llenas de  bonitos edificios tradicionales con casas de ladrillo acabadas en formas triangulares, con contraventanas de madera en diferentes colores, los cientos y miles de canales que hemos atravesado casi al doblar cada esquina, montones de  pastelerías y puestos de comida apetitosa y ese aroma a gofres calentitos… Se respira un aire de tranquilidad y relajación que no suele ser propio de las ciudades. Sobre todo a partir de las 7 de la tarde, todo se ve IMG_20170811_202953.jpgmás tranquilo. Hay que añadir una sensación de seguridad increíble, ya que no vimos ni una sola reja, ni siquiera una cortina tupida en los enormes ventanales de las casas, e incluso había algunas puertas abiertas, y se podía ver a sus habitantes tranquilamente haciendo su vida. Solemos tener mucha suerte con la meteorología, pero en esta ocasión nos ha llovido o chispeado más de la cuenta… eso también tiene ventajas como encontrar las calles más vacías… pero la verdad es que si buscas un lugar soleado, como en toda la zona norte de Europa, el tiempo es una lotería…  En general hemos disfrutado mucho y aunque no he ido muy lejos, tengo la sensación de haber visitado una cultura diferente, y con muchas ganas de comprarme una bici… no es exagerado cuando dicen que los holandeses van en bicicleta a todos sitios… Al principio nos estresaba un poco, sobre todo en Ámsterdam, teníamos la sensación de que nos iban a atropellar en cualquier momento, ya que tienen la prioridad para todo y hay muchísimas bicis, pero te acostumbras… y después de recorrer tanto a pie al final echas de menos una… También debo advertir que aunque todos los lugares son preciosos y cada pueblo tiene su toque personal, puedes terminar empalagado por todas sus cosas en común como las fachadas y canales.

IMG_5345.JPG

Descripción. En total han sido 21 días de viaje. De ellos 8 días en Francia, 4 en Bélgica y 6 en Holanda.  Esta es una ruta que incluye muchas ciudades. Nunca había visitado tantas seguidas, y aunque son pequeñas, acabas haciendo bastantes kilómetros a pie. Hay algún día en que es posible visitar una playa o un parque natural, y hemos montado en bicicleta, barca y ferry, porque nos encanta hacer ese tipo de cosas, pero en general es un viaje bastante urbano y fácil de hacer. Ya se que para ser una ruta por Bélgica y Holanda pasamos muchos días en Francia, pero es que es un país que nos encanta y nunca perdemos oportunidad cuando pasamos por él de visitar lugares nuevos que se crucen en nuestro camino. Bueno, a París ya habíamos ido… pero cómo pasar de largo? Además, tenía mucha ilusión de visitar Disneyland, y esta vez no me iba a quedar con las ganas… Y Burdeos, tengo que contarlo, es nuestra especie de estación central que utilizamos como base para empezar y terminar cuando atravesamos la frontera por ese lado..

Para dar una descripción general es una ruta muy bonita con rincones con mucho encanto y a veces sorprendentes, para pasear tranquilamente, probar algún dulce y aperitivo típico y perderse en la tranquilidad y calidad de vida de estos lugares.

A continuación, os enumero la ruta que hemos hecho en esta ocasión, acompañada de una pequeñísima descripción para que podáis haceros una idea general… Mas adelante iré dejando aquí mismo el link de cada lugar con más datos y una descripción más larga…

IMG_3898 (2)

Ruta.

Día 1. Burdeos —–>  Como he comentado antes, Burdeos es una ciudad que solemos visitar siempre que pasamos por la frontera francesa con Irún. El casco histórico no es demasiado grande, por lo que es un lugar ideal para dar una vuelta  después de un largo trayecto en coche y relajarnos dando un paseo junto al río Garona, ir tiendas en su larga calle comercial o mojar nuestros pies en el Espejo de Agua…

Día 2. Poitiers —–> Ha sido una gran sorpresa conocer esta ciudad, llena de encanto y rincones especiales, como sus iglesias con interiores de columnas coloridas o sus luminosas calles de tonos claros…

Día 3. Chauvigny y Poitiers —–> Pueblecito cuyo pequeño centro medieval está situado en lo alto, donde se puede pasear por sus estrechas calles y observar las ruinas del castillo o las vistas del valle. Se encuentra muy cerquita de Poitiers así que es una excursión ideal.  Por la tarde volvimos a la ciudad para pasear por algunos lugares que nos quedaban por visitar.

IMG_3665.JPG

Día 4, 5 y 6. París y Disneyland —–> Imposible describir una ciudad tan maravillosa e interminable en tan pocas palabras… Simplemente hay que ir al menos una vez en la vida. Esta es nuestra segunda vez y todavía nos queda mucho por descubrir… Visitar Disneyland era mi ilusión de hace años y… por fin nos decidimos!! Muy entretenido y con muchas atracciones sorpresa…

Día 7. Brujas —–> Otro imprescindible tachado en nuestra lista. Estrenamos país con esta pequeña ciudad llena de encantos… (aunque sinceramente otras que veremos más adelante no tienen nada que envidiarle) Pasear por sus callecitas rodeadas de canales y descubrir algunos rincones escondidos, alejados de los turistas, merece mucho la pena. Su Grote Mark (plaza del mercado que encontraremos en todas las ciudades belgas) es muy bonita…

Día 8. Gante y Bruselas —–> Gante es una de mis ciudades preferidas del viaje. Tiene el encanto de Brujas y sus canales, pero es más grande y más gris. Encontramos rincones y espacios muy bonitos y con un aire misterioso. No es demasiado grande, así que por la tarde nos dirigimos a Bruselas para dar una vuelta por su animado centro histórico…

IMG_20170811_212710.jpg

Día 9. Bruselas —–> Capital casi desconocida por muchos, pero con grandes sorpresas, mucho más que el Manneken Pis (el niño haciendo pipí) que se queda en una mini anécdota. Nos encontramos con una Grote Mark impresionante, un precioso palacio real y un didáctico museo de la UE con entradas gratuitas y una callecita llena de gofrerías, entre otras cosas…

Día 10. Lovaina, Malinas y Amberes —–> En este día hicimos un pequeño recorrido, con fiesta final. El centro histórico de Lovaina y Malinas es muy pequeñito, por lo que se puede visitar rápido, dando una vuelta por sus calles principales… En la primera ciudad el precioso ayuntamiento y la biblioteca universitaria es lo que más llama la atención; en la segunda, la enorme y un tanto diferente Grote Mark y su canal donde se puede pasear por un paseo flotante… En Amberes llegamos sin saberlo al  Worldpride , por lo que había mucho ambiente festivo, muchas actividades y conciertos en cada esquina… en fin, un añadido más que nos hizo la visita más divertida.

IMG_4332.JPG

Día 11. Rotterdam —–> Volvemos a estrenar país!!! Sorprendente y moderna, con toques de historia… Rotterdam se ha convertido en una de mis ciudades favoritas… Tiene una mezcla de estilos tan bien alternados y unos edificios tan diferentes que no puedes dejar de mirar a todas partes…

Día 12. Kinderdijk, Gouda, Delft y La Haya —–> Otro día con varias excursiones… quizás un poco apretado, pero lleno de cosas interesantes. Comenzamos con los molinos de Kinderdijk donde se puede dar un paseo muy agradable por la naturaleza y a la vez visitar estos edificios Patrimonio de la Humanidad. Seguimos con Gouda, un pueblecito con nombre de queso en el que su ayuntamiento se encuentra en el mismo centro de la Grote Mark. Delft es, sencillamente un pueblecito precioso repleto de canales y casitas de colores con muchos detalles bien cuidados. Y la última parada del día, La Haya, fue también un gran descubrimiento por la cantidad de lugares interesantes de ámbito nacional e internacional que encontramos allí tales como el Palacio de la Paz, el parlamento holandés y una gran variedad de museos…

IMG_4770

Día 13. Leiden —–> La verdad es que este día lo dedicamos a relajarnos y pasear tranquilamente después de las largas caminatas de días anteriores. Leiden es una pequeña ciudad, con un bonito casco antiguo, igual de encantador que los anteriores que habíamos visto… Aprovechamos para coger fuerzas para el día siguiente…

Día 14, 15 y 16. Ámsterdam —–> Mentiría si dijera que desde el principio me impresionó la cantidad de canales que hay en Ámsterdam, ya que llevábamos muchos días viéndolos por todas partes (aun así sigue siendo increíble)… pero lo sí me encantó fue el ambiente bohemio de sus calles,  y vivir el caos y la cantidad de medios de transporte que se utilizan para moverse por la ciudad… Toda una experiencia que merece mucho la pena…

Día 17. Zanse Schans, Edam-Volendam y Marken —–> Uno de los días mas divertidos en Holanda. En primer lugar visitamos Zanse Schans, pensando que encontraríamos solo unos molinos… y resultó ser una completa recreación de un pueblecito tradicional, con actores y todo!!… En Volendam paseamos por su puerto y aprovechamos para comer alguna delicia tradicional en uno de sus puestos. Desde allí cogimos un ferry a Marken, un pueblecito con preciosas casas de madera. Por último llegamos a Edam, donde pasamos por sus múltiples típicos puentes blancos…

Día 18. Den Helder —–> Pueblecito marinero que visitamos casi por casualidad, de camino a la isla de Texel. Finalmente decidimos quedarnos y disfrutar de un festival tradicional que encontramos en el centro, y divisar la isla desde la orilla…

Día 19. Giethoorn —–> Pueblecito muy pintoresco y precioso, donde cogimos una barquita a motor y navegamos por los canales y un  parque natural cercano…

IMG_6430.JPG

Día 20. Rouen —–> Ya de vuelta, decidimos a última hora cambiar nuestro rumbo y volver a pasar por Francia. Esta ciudad era nueva para nosotros y descubrimos lugres como sus calles con edificios de entramados,  la catedral, a la que Monet dedicó una serie de pinturas con las diferentes luces del día y un genial espectáculo de luces al caer la noche…

Día 21. Burdeos —–> Ya os he contado cómo nos gusta parar aquí para descansar y pasar un rato después de un largo viaje. En este día pasamos la tarde en el paseo junto al río, recordando todos los lugares y experiencias vividas y descansando.

IMG_6792.JPG..

Y hasta aquí llega nuestro viaje… Como he dicho, iré actualizando el post y añadiré links con más información y detalles de todos los lugares.  Espero que os haya gustado, os ayude a planificar vuestro propio viaje y os haya entretenido. Hasta el próximo post!!!

Bienvenid@

Llevo años queriendo crear este blog, pero por unas o por otras cosas siempre había una excusa para no hacerlo. Por fin me he decidido a escribir, algo, aunque luego tenga esas absurdas ganas de borrarlo… En fin, los comienzos nunca son fáciles, jijiji… He decidido que no puedo esperar ni un segundo más y aquí estoy, escribiendo lo primero que se me ocurre.

Tengo que confesar que mi mayor afición en el mundo es conocer lugares nuevos. Me da igual si están cerca o lejos. Bueno, igual igual… tampoco… Si están muy muy lejos mucho mejor!!! Sinceramente, creo que tengo ese gen… ¿viajero? El gen Wanderlust o el gen de la pasión por los viajes… y aunque se que no soy la única, y esto le pasa a muchísima gente… también tengo el gusanillo de planificar viajes. Es una de mis obsesiones y mi mayor forma de distracción y relax. Por supuesto, en mi caso, no siempre se tiene disponibilidad para viajar… así que a veces paso horas en el ordenador planeando viajes que no se si algún día haré….

Perdón, si, el blog va de viajes… que ya se me olvidaba lo esencial… Viajes que realizo con mi pareja L y en los que tratamos de disfrutar cómo no, con el presupuesto lo más ajustado posible, pero sacándole el máximo partido a la experiencia…  y a partir de ahora pienso contarlo todo, o casi todo… incluidas mis propias sensaciones y reflexiones sobre los lugares dónde me lleve la vida.

La verdad es que estoy encantada de estar ya por aquí y me hace mucha ilusión comenzar escribiendo tal cual me nace, sin demasiados filtros ni correcciones, para que este viaje sea de lo más fluido….jiji… De momento, quiero comenzar explicando algunos viajes que he realizado últimamente  y de paso, nos vamos conociendo… y también yo voy adaptándome al medio…

Mil gracias por leerme… y bienvenid@s!!